24 de Octubre de 2021

Pánico en Piedra Labrada

  • Por muerte de segundo plataformero a causa del Covid-19

ROSA I. MELO

Cerro Azul

Tras la muerte del segundo trabajador de plataformas marítimas de Pemex en una semana, se ha generado el pánico entre pobladores de este municipio quienes ante la incertidumbre de no accionar por parte de las autoridades los protocolos de un cerco sanitario, temen mayores contagios.

El primer plataformero muerto por coronavirus fue Miguel Ángel M. quien alcanzó a ser trasladado grave al hospital general de PEMEX en Ciudad Madero Tamaulipas, quien tras varios días en terapia intensiva perdió la vida.

El segundo muerto es Ricardo V. el cual en recientes días bajó de la plataforma marítima de Reforma Chiapas y se reunió con su familia en la comunidad de Piedra Labrada de este municipio, siendo trasladado el fin de semana en un taxi propiedad de su familia en estado crítico al hospital de Pemex de esta ciudad, muriendo en el trayecto, médicos trataron de reanimarlo, pero ya no presentaba signos vitales.

El caso causó psicosis en la población tras ser cremado él cadáver y ser expedida el acta de defunción con basé a un certificado médico que exhibe la causa de la muerte como neumonía, probable Covid-19 y diabetes mellitus, atrayendo a médicos del Centro de Salud para dar las recomendaciones a las personas que tuvieron contacto.

La viuda Verónica A. se encuentra aislada y únicamente vía telefónica tiene contacto con sus familiares, a quienes a pedido no acercarse a ella, sin embargo fuentes dignas de todo crédito de la misma comunidad están alarmados, pues señalan que los familiares por parte del difunto no se han aislado y aseguran que su familiar murió de un infarto, incluso el taxi donde fue trasladado el enfermo sigue trabajando en las rutas de esta ciudad.

Dicha situación mantiene muy preocupado al sector petrolero, pues son aproximadamente 25 trabajadores más de plataformas que están en la ciudad y podrían darse más casos, mientras que las autoridades municipales no hacen lo propio ante los ojos de la sociedad.


Lo último en el Heraldo