18 de Octubre de 2021

Jorge Vera y el error de vivir fuera del presupuesto

Ya fue Alcalde en dos ocasiones, es diputado local  y quiere ser diputado federal

Vendió al Ayuntamiento un terreno a precio de oro para el relleno sanitario

También negoció predio para el cementerio, donde repartió predios a sus allegados

 

REDACCIÓN

Álamo

 

Dueño de una enorme mansión que ocupa toda una cuadra y que se ha ido ampliando a través de los dos trienios en que ha fungido como el alcalde, con Jorge Vera Hernández, el actual Diputado local del Partido Acción Nacional, se ratifica lo que mucho se ha dicho, que en México vivir fuera del presupuesto es un error.

 

Y es que al amparo del poder Jorge Vera Hernández, no solo  ha incrementado su fortuna, sino que, tan pronto conoció las delicias del poder  como presidente municipal en el trienio 2005-2007, hizo jugosos negocios que le redituaron millonarias ganancias, al vender un terreno de su propiedad al Ayuntamiento, donde mandó  construir el relleno sanitario.

 

 

Así mismo, casi para concluir su Administración, negoció otro terreno para un cementerio, donde para empezar él y sus principales allegados acapararon espacios.

 

Debido a sus desatinos y conocidas sus tranzas como alcalde, Vera Hernández entregó el poder al PRI para después ante el  desgobierno de la maestra Blanca Batalla, volver al Palacio, gracias a los recursos que en ese entonces el Gobierno Federal Panista asignó al Programa Oportunidades.

 

En esta nueva aventura, quienes lo conocen dicen que dio un giro total, ya que además de rodearse de sujetos de raras costumbres, colocó en puestos claves, como la policía, a incondicionales, en donde como único requisito era tener un buen físico; en tanto  que la Presidenta del DIF manejó esta dependencia a control remoto desde Xalapa, donde vivía.

 

Dado que el sistema electoral actual permite el trapecismo político de personajes como Vera, que brincan de campaña en campaña, sólo para satisfacer intereses personales, sin terminar su segundo trienio fue en busca de la Diputación Local, desde donde, como nunca, ha iniciado un impresionante activismo político, al grado que se asegura, que es él quien verdaderamente está tras el poder en Álamo y no su alfil, Ricardo Serna.

 

El objetivo es más que conocido, ser el próximo Diputado Federal y luego regresar a la Presidencia Municipal de Álamo Temapache, para lo cual incluso, a espaldas del panismo que lo ha encumbrado, está haciendo amarres con el PRI, participando en reuniones no tan secretas, ya que a estas alturas y con tal de seguir viviendo como lo hace,  le da lo mismo hacer pactos con Dios que con el Diablo.

 

 


Lo último en el Heraldo