25 de Mayo de 2022

Crisis del agua puede llegar a provocar colapso socioeconómico mundial

DIEGO ALCALÁ

Ante el flujo constante de información científica avalada por la ONU sobre el calentamiento global y sus terribles consecuencias, urge convocar a un congreso mundial para analizarla, discutirla y buscar las soluciones inmediatas. No es posible que todavía no se comprenda la gravedad del caso. ¿Qué esperamos?

No estamos inventando nada, amable lector, solo insistiendo en lo mismo para tratar de prevenir sobre la inminente realidad que será la catástrofe socioeconómica y de salud dentro de unas décadas por la crisis del agua, si no nos decidimos a prestarle la debida atención, antes de que sea demasiado tarde.

Agua, el oro que cada día escasea más. Continúa: La agenda 2030 de la ONU reúne todos los temas relacionados con agua y saneamiento, incorporando aspectos que abarcan el ciclo completo: calidad, gestión de aguas residuales, uso, escasez y gestión de los recursos hídricos y los ecosistemas relacionados con este elemento. Sin embargo, la ambición de la agenda, contrasta con los resultados conseguidos hasta ahora, que son muy insuficientes para salvaguardar uno de los principales recursos del planeta. Por ello, los pronósticos no son alentadores.

Para finales de año se prevé que el porcentaje de población mundial que habitará en zonas donde existe un riesgo de escasez de agua extremo o alto alcanzará 30 por ciento, casi el triple de la cifra registrada en 2010. La solución, según los expertos, pasa por un urgente cambio socioeconómico a nivel global para desplazar el actual modelo de extracción, que permite explotar los recursos acuíferos sin reparar en sus dramáticas consecuencias para el medio ambiente, ya que está sobrepasando la capacidad de recuperación del propio ecosistema, propiciando con ello el colapso.

Agua en el bajío guanajuatense. -El gobierno del agua subterránea. -El caso del acuífero de Celaya (resumido). -María Luisa Torregrosa y Armentia, Karina Kloster, Beatriz Torres Beristain. -Universidad Autónoma de Guanajuato. Continúa: Industrias. -La información disponible sobre el uso industrial no es confiable y no nos permite clasificar el uso industrial del agua en el acuífero. Los datos del Registro Público de Aguas Subterráneas (REPDA) informan una tasa de 26.75.hm³/año que representa el 4.40 por ciento de todas las extracciones. Sin embargo, es importante y evidente que desde 1970 ha habido un desarrollo industrial significativo en el corredor Celaya-Villagrán, y que la industria constituye una de las principales fuerzas impulsoras del desarrollo regional.

El acceso al agua para uso industrial se ha resuelto mediante la adquisición de derechos de agua subterránea proveniente del uso agrícola, aunque la mayoría de estas transferencias, aún en el 2006, estaban en proceso de regularización y, por lo tanto, no registradas en el REPDA. Por otro lado, la industria vinculada a la producción de hierro y acero, así como la industria metalmecánica, tienen planes intensivos de expansión que, en un corto período de tiempo, requerirá de mayores volúmenes para satisfacer sus necesidades. El acuífero del Valle de Celaya se encuentra en el sureste del estado de Guanajuato y dentro de la principal zona industrial del Bajío, que se extiende desde Celaya a León pasando por Salamanca, Irapuato y Silao. Los siete municipios de la zona son: Apaseo el Alto, Apaseo el Grande, Celaya, Comonfort, Cortázar, Sta. Cruz de Juventino Rosas y Villagrán.

Las industrias con la mayor demanda de agua en los municipios del acuífero son: Pemex, DEACERO, Expo San Antonio y Campbells en Villagrán. En Apaseo el Grande: Procter and Gambel, COVEMEX y Moulinex. En Celaya están ubicadas FEMSA, Coca-Cola, Pepsi, CUADRITOS Y LA MESA (industrias lecheras), MAR BRAN, Bag Factory y Comisión Federal de Electricidad. En Cortázar la Termoeléctrica de Celaya. Comonfort no cuenta con industrias. BACHOCO, una agroindustria que produce pollos y huevos en casi todos los municipios tiene un rancho con 30 a 40 pozos en el acuífero.

La relación con estas industrias y la Comisión Técnica de Aguas Subterráneas (COTAS) del acuífero del Valle de Celaya es muy limitada. La única relación existente se estableció recientemente con Coca-Cola. BACHOCO tenía una representación en COTAS, desde hace algunos años, mientras que el resto de las industrias no sabía qué era esta Comisión.

Valga recordar, amable lector, que en la publicación del 4 de marzo pasado, de acuerdo a datos de Actualización de Disponibilidad Media Anual de Agua de CONAGUA, en su reporte de diciembre de 2020, señalamos que, de los 18 acuíferos del estado de Guanajuato, 14 no disponen del vital líquido, entre los cuales se encuentra el de Valle de Celaya, con una extracción de 429, 109, 690 m³ anuales, (429 millones) y que, por lo tanto, no tiene un volumen disponible para otorgar nuevas concesiones, por el contrario, su déficit es de 115, 304, 690 m³ (115 millones) y se continúa extrayendo agua. El más sobreexplotado es el de Irapuato-Valle con una extracción de más de 546 millones de m³ anuales y un déficit de más de 67 millones. Alguien tiene que prestarle atención a esta preocupante situación antes de que se convierta en una verdadera catástrofe socioeconómica y de salud como tanto se ha advertido.

De acuerdo al informe de Actualización de Disponibilidad Media Anual de Agua de la CONAGUA de diciembre de 2020, de los 60 acuíferos del estado de Sonora, 19 no disponen del vital líquido para otorgar nuevas concesiones, por el contrario, presentan déficit y se continúa extrayendo más agua a costa del almacenamiento no renovable del acuífero.


Lo último en el Heraldo